Comienza el juicio: Nahir Galarza, al banquillo por matar a su exnovio

Cinco meses después del crimen, Nahir Galarza , de 19 años, enfrentará desde hoy a la Justicia de Entre Ríos, acusada de haber asesinado de dos tiros, y de forma premeditada, a su exnovio Fernando Pastorizzo.

Durante las nueve audiencias previstas se espera que declaren unos 50 testigos propuestos por las querellas y otros 30 por la defensa de la joven, que estudiaba abogacía y el 11 de septiembre próximo cumplirá 20 años y está detenida en la Comisaría del Menor y la Mujer de Gualeguaychú, desde las horas posteriores al crimen, ocurrido el 29 de diciembre pasado.

Galarza podría ser condenada a prisión perpetua, ya que se la acusa de homicidio agravado por la relación de pareja, la alevosía y el uso de arma de fuego.

La causa fue elevada a juicio el 11 de abril último por el juez de Garantías Mario Figueroa, que hizo lugar al pedido del fiscal Sergio Rondoni Caffa. El tribunal estará conformado por los jueces Mauricio Derudi, Arturo Dumón y Alicia Vivian y, provisionalmente, se prevé que habrá audiencias hoy, mañana, el jueves y el 7, 11, 12, 14, 18, 19 y 21 de este mes.

Esta mañana abrirá con la lectura de los alegatos de apertura del fiscal; del abogado querellante por parte de la madre del joven asesinado, Rubén Virué; de los letrados Sebastián Arrechea y Juan Carlos Peragallo por parte del padre de Pastorizzo, y del defensor José Ostolaza.

El juez de Garantías Guillermo Biré resolvió a fines de abril pasado prohibir la difusión en medios locales, provinciales y nacionales del material probatorio o de cualquier otro que esté vinculado a la investigación. Por ello, la Oficina de Gestión de Audiencias (OGA) de Gualeguaychú determinó que habrá “reglas particulares” para la difusión del juicio y se estableció un límite de público de 40 personas.

Fuentes judiciales indicaron a la agencia de noticias Télam que la estrategia de la defensa apunta a que no se tenga en cuenta la primera declaración de la imputada, realizada el día del crimen y en la que admitió su culpabilidad, y que se pedirá que declare nuevamente.

En un primer momento, Galarza negó haber estado con Pastorizzo en la madrugada del crimen. Horas más tarde, confesó que había sido ella la responsable de la muerte, tras una discusión con Fernando. Tres semanas después pidió ampliar su indagatoria y, sin decir que la versión anterior era falsa, cambió su relato. Allí aparecieron una serie de contradicciones.

En su primera declaración como imputada, dijo haber cometido el crimen con el arma de su padre -policía de la provincia-, “la cual estaba arriba de la heladera, donde la pone siempre”, y que la había sacado “sin que él lo supiera”.

“Los dos disparos los hice con esa arma y luego di la vuelta a la manzana y me fui caminando a mi casa”, dijo en su confesión, antes de entrar en un ataque de nervios.

Luego dio otra versión. Comenzó así: “Cuando subimos a mi casa, pasamos por la cocina y él agarró el arma de mi papá, que estaba en la heladera. ‘Mirá qué fierro el de tu viejo’, me dijo, y entonces me enojé con él y le dije que era un pelotudo, que era un enfermo y más cosas, y me fui a mi habitación. Él me siguió, había dejado el arma porque a mi habitación no entró con el arma”.

Tras explicar que mantuvieron relaciones sexuales, dijo que Pastorizzo se puso otra vez violento y le reprochó que salía con otros jóvenes. “A mí me dio impotencia porque después de que se sacaba las ganas me decía cosas”, dijo en su indagatoria Nahir. Luego explicó que decidió enfrentar a Fernando y contarle que salía con un chico llamado Rafael.

Declaró que eso enfureció a Pastorizzo, que tomó el arma de nuevo, apuntó y la amenazó diciéndole “que era de él”. Que salieron en la moto del chico, que Fernando la insultaba y ella quería sacarle el arma de su padre hasta que, en determinado momento, se la quitó, él frenó y, en ese instante, el arma se disparó accidentalmente. Luego de eso, y sin explicar razonablemente cómo ocurrió, hubo un segundo disparo.

Fuente: El Entre Ríos

No hay comentarios

Dejar respuesta