OPINIÓN, CONCEJAL DENIS: “AJUSTE SOBRE LOS DÉBILES, HISTORIA REPETIDA”

 

El mayor éxito del gobierno consiste en hacerle creer a la gente trabajadora, asalariados, jubilados o quienes necesitan ayuda del estado, que la culpa de los problemas económicos del país es de lo mucho que se gasta en ellos.  Según los gobernantes de turno, el estado gasta demasiado en la gente, y eso plantea desequilibrios en la economía que deben resolverse quitando derechos a trabajadores, bajando jubilaciones, quitando pensiones a discapacitados, sacando medicamentos a los viejos, bajando sueldos a maestros, aumentando salvajemente las tarifas de luz, gas, transporte, precio de la nafta, recortar en salud y educación pública.  La otra forma de financiar el estado es con deuda que pagarán nuestros hijos, nietos y bisnietos.
 
Sin embargo, el gobierno nacional baja impuestos a las mineras, baja impuestos a la riqueza, a los autos de alta gama, baja retenciones a la soja, jamás piensan en sacar dinero de las lebacs o bicicleta financiera, ni se les ocurre atacar la monumental evasión impositiva para mejorar la recaudación, y mucho menos se fijan en la exagerada cantidad de dinero que sacan del país.  
 
¿Por qué no lo hacen? Justamente porque gobiernan los ricos, evasores, fugadores de dinero, beneficiarios de las tremendas comisiones que cobran por emitir esa deuda que pagaremos todos.
 
¿Que no hay plata porque se la robaron los  K? Queda bien decirlo, sirve gritarlo porque justificaría las fechorías de hoy, pero se llegó a la catástrofe de 2001 sin que ningún K tome decisiones.  Siempre fueron los mismos.   Los que evaden, ganan, chupan la sangre del pueblo y se llevan la plata afuera.  
 
Hoy gobiernan legalmente ellos, pero como peronistas no podemos quedarnos callados.  Se pueden plantear mil errores nuestros, pero una cosa es indiscutible y es que siempre estuvimos del lado de los débiles.  Como dijo el entrañable Néstor, cuando gobernaba la Alianza “¿Cuál es la audacia? ¿débiles con los fuertes y fuertes con los débiles?”.

No hay comentarios

Dejar respuesta