El exoficial Abdul Majed, que había sido condenado por el asesinato en 1975 del fundador de Bangladés, fue ahorcado este domingo, pocos días después de su detención al término de una fuga de 25 años, anunciaron las autoridades.

Sheikh Mujibur Rahman, padre de la actual primera ministra Sheikh Hasina, fue asesinado, junto a casi toda su familia, el 15 de agosto de 1975, tres años y medio después de haber liderado la independencia de Bangladés, que antes formaba parte de Pakistán. Cuando su padre fue asesinado en 1975, Sheikh Hasina se encontraba en Europa.

“Fue ahorcado este domingo”, dijo a la AFP el ministro de Justicia Anisul Huq.

Majed fue ahorcado después de que su petición de gracia presidencial fuera rechazada en la mayor prisión del país, en Keraniganj, al sur de Daca.

Abdul Majed fue detenido el martes pasado en Daca por la policía antiterrorista. En 1998, había sido condenado a muerte en ausencia por homicidio, al igual que una decena de otros militares.

Cinco de los condenados fueron ejecutados unos meses después. Majed huyó probablemente a India en 1996 y regresó al país el pasado marzo.

Bangladés celebra este año el centenario del nacimiento de Sheikh Mujibur Rahman, pero las ceremonias fueron reducidas al mínimo debido a la pandemia de covid-19.

El ministro del Interior dijo esta semana que la detención de Majed era “el mejor regalo para el año del centenario”.

El proceso judicial del asesinato de 1975 fue particularmente largo y el caso sigue envenenando la política de Bangladés.

Los gobiernos militares que tomaron el control del país después del asesinato recompensaron a los presuntos autores del crimen con cargos diplomáticos.

Varios fueron autorizados también a formar un partido político y a participar en las elecciones de los años 80. Una ley de amnistía impidió cualquier investigación y juicio durante 21 años, hasta la llegada al poder de Sheikh Hasina en 1996.

Sheik Hasina acusó durante mucho tiempo a Ziaur Rahman, presidente desde 1977 hasta su asesinato en 1981, de haber ordenado el asesinato de su padre.

Sin embargo, la viudad de Ziaur Rahman, Khaleda Zia, primera ministra de 1991 a 1996 y de 2001 a 2006, rechazó esas acusaciones.

Khaleda Zia, enemiga de Sheik Hasina después de haber sido su aliada, fue condenada en 2018 por corrupción en un juicio, según ella, totalmente amañado.

sa/jac/am/zm/bl



Fuente: infobae