La noticia de la muerte de Marcelo Peralta, reconocido saxofonista argentino radicado hace más de 20 años en España, conmocionó al ambiente del jazz en Argentina.

El jueves pasado, en su cumpleaños número 59, el músico había concurrido al Hospital Universitario Ramón y Cajal de Madrid por una gripe fuerte, donde a las pocas horas le detectaron el virus Covid-19 y quedó internado, intubado e inconsciente. Luego de alguna leve mejoría en los primeros días, Peralta sufrió una recaída tras el fin de semana que finalmente derivó en su muerte.

El guitarrista argentino Guillermo Bazzola fue quien anunció la muerte de su querido amigo a través de un sentido mensaje en su cuenta de Facebook. “Todo aquel que haya tenido el privilegio de conocerlo lo quiso y lo admiró”, escribió sobre Marcelo, a quien describió como un “gran músico y una persona inmensa”.

Marcelo Peralta se dedicó a la música toda su vida. Empezó estudiando piano y luego se volcó al saxofón
Marcelo Peralta se dedicó a la música toda su vida. Empezó estudiando piano y luego se volcó al saxofón

“Era un gran profesor, siempre tuvo muchos alumnos que lo han querido mucho y además tocaba con mucha gente tanto en Argentina como en España. Siempre trabajó mucho y toda la gente lo quería muchísimo”, dijo el guitarrista a Infobae. “Las reacciones fueron de sorpresa porque fue algo fulminante. Nadie se lo esperaba y a mí por lo menos me cambia la percepción de lo que es la epidemia. Hasta el jueves para mí era algo que pasaba y de repente es algo que le pasó a un amigo muy cercano. No es una gripe nada más. Se ha llevado una parte de mí. Es una cosa tremenda. Se fue un músico muy bueno y lo que está pasando es grave”.

Marcelo estaba casado y tenía tres hijos que ahora quedaron bajo la lupa ante la posibilidad de que sean portadores del virus. “Su familia está en estado de shock y están aislados por una cuestión de seguridad”, comentó Bazzola. “Todos los amigos cercanos estamos tratando de darles una contención y ayudarlos con trámites y todas las cuestiones que siguen a la muerte”.

Nacido en marzo de 1961 en Buenos Aires, el saxofonista dedicó toda su vida a la música. A sus 18 años se graduó como profesor en el Conservatorio de la Fundación Beethoven, donde estudió piano y teoría musical. Luego descubrió su pasión por el saxo y empezó a estudiar primero el barítono, luego el alto y más tarde el soprano.

Guillermo Bazzola, Marcelo Peralta, el baterista Carlos González y el contrabajista Baldo Martínez
Guillermo Bazzola, Marcelo Peralta, el baterista Carlos González y el contrabajista Baldo Martínez

Al mismo tiempo que empezaba su carrera como saxofonista, se interesó también por otros instrumentos de viento como la trompeta, el trombón, la tuba y el clarinete e instrumentos del folclore argentino y latinoamericano como la quena y empezó a dictar clases de Jazz e Improvisación en el Conservatorio Manuel de Falla.

En 1985 Peralta formó Tercer Mundo, un cuarteto de jazz improvisado junto con Víctor Da Cunha, Jorge Mancini, y Mariana Potenza. Con ellos editó su primer disco Un hilo de Luz (1987), para el sello Melopea, que contó con la producción de Litto Nebbia, junto a quien trabajó en numerosas giras nacionales y con quien grabó Buscando en el bolsillo del alma (1988). Por esa época también formó parte del cuarteto de saxos Cuatro Vientos y fue solista de saxofón en la Orquesta Sinfónica de Radio Nacional.

Luego, ya más interesado por la escena musical folclórica, grabó a dúo con el pianista Eduardo Lagos a fines de la década del 80 y grabó Escaleras de la Comprensión (1990) junto con César Franov, Enrique Norris, Carlos Triolo, Diego Pojomovsky y Guillermo Bazzola, entre otros. Tras haber fundado y dirigido su banda Los Saxópatas con la que grabó y tocó a través del país en el primer lustro de los 90 decidió emigrar y radicarse en España, donde grabó su álbum Milonga (1997) como solista, en homenaje a Argentina.

Marcelo Peralta grabó varios discos en grupo y como solista y participó de varias giras junto a Litto Nebbia
Marcelo Peralta grabó varios discos en grupo y como solista y participó de varias giras junto a Litto Nebbia

Bazzola no fue el único en dedicarle unas palabras. Rápidamente otros tantos amigos, músicos y admiradores se plegaron a compartir su recuerdo junto al saxofonista en publicaciones en redes sociales que se colmaron de mensajes de admiración y buenos recuerdos. Litto Nebbia fue uno de ellos.

“Mucho tiempo tocamos con Marcelo Peralta. Hicimos giras en Cuarteto, con César Franov y Manolo Yanes. Desde Melopea supimos también apoyar las expresiones free instrumentales que tanto le gustaban”, escribió uno de los padres fundadores del rock nacional, que recordó algunas anécdotas junto al músico.

“Recuerdo que una vez tocamos en un Auditorio de ATE y estaba lleno. Como a mí me presentaba hacia el medio del recital, me senté entre la platea para escuchar hasta que me llamara. Mientras pasaba tema y tema, con una climática libre abundante de improvisaciones, se copaba mucha gente, pero yo escuchaba que algunos decían: ‘Estos tipos están locos’. Ja, ja, me daba gracia, porque casi siempre hay gente que cuando escucha algo que no entiende, piensa que estás loco…”, escribió. “Realmente creo que estábamos un poco locos. Peralta era un músico muy completo y versátil. De pronto lo podías mandar al frente para que hiciera el motivo central de un motivo tipo de música de películas, y al tema siguiente rockeaba como el mejor. Pasamos buenos momentos, viajando, charlando, grabando…un noble ser”, cerró su mensaje que concluyó con una aspiración de deseo: “Profundo viaje espiritual, Marcelo”.

Carlos González y Baldo Martínez junto a Marcelo Peralta
Carlos González y Baldo Martínez junto a Marcelo Peralta

En la ciudad de Madrid formó el Marcelo Peralta Quartet con el que realizó conciertos en importantes festivales de Argentina, Alemania, Francia, Suiza, Italia, entre otros países de Europa y siguió ejerciendo la docencia como profesor de saxofón, clarinete, ensamble, improvisación y blues en la Escuela de Música Creativa.

Si como músico era un profesional destacado, como docente era simplemente excepcional. En Música Creativa pronto se convirtió en uno de los imprescindibles. Esos que marcan con su impronta a generaciones y generaciones de futuros músicos”, escribieron desde la institución a raíz de su fallecimiento. “Tan grande como bonachón, era un hombre comprometido con las causas que consideraba justas, además de un experto en el arte de la socarronería”.

En agosto de 2019 había visitado la Argentina donde brindó un show junto a Tercer Mundo
En agosto de 2019 había visitado la Argentina donde brindó un show junto a Tercer Mundo

“Como dicen sus compañeros, Marcelo era muy generoso a la hora de compartir valiosísima información musical”, agregaron. “Sin duda fuimos muy afortunados por compartir con él ideas, enfoques y momentos musicales preciosos, aprender a través de su mirada diferente y saborear cafés e interesantes conversaciones en estos años pasados entre clase y clase”.

En España grabó también como solista en 2005 con la Orquesta Sinfónica de la Radio Televisión Española. Luego grabó un disco con Gnu Trío que recibió excelentes críticas, ¡Zas! Trio; Round About Armstrong, junto a Baldo Martínez y Sir Charles González; Con Plomo, con el trío Tr3spuntocer0, junto a José San Martín y Juan San Martín y Northwest Winds, con composiciones propias.

Durante su última visita a Buenos Aires, en agosto del año pasado, había brindado un concierto con sus compañeros de Tercer Mundo que iba a ser editado en formato disco este año.

SEGUÍ LEYENDO:

La advertencia de un médico que vio la muerte en el epicentro del brote: “El coronavirus no distingue edades”

Coronavirus: será obligatoria la cuarentena para las personas que viajaron a los países más afectados por la enfermedad



Fuente: infobae