(Bloomberg) — España informó del mayor aumento en el número de casos confirmados de coronavirus en más de una semana, lo que eleva el total en el país con más casos de Europa a cerca de 190.000.

Hubo 5.252 nuevas infecciones en el período de 24 horas hasta el viernes, la mayor cifra desde el 9 de abril, elevando el total a 188.068, según Fernando Simón, el principal asesor científico del Gobierno sobre la pandemia. Los datos sobre el último recuento de muertes diarias no estaban disponibles de inmediato.

El ministro de Sanidad de España dijo esta semana que se había alcanzado el pico del virus y que la atención se estaba centrando en suavizar la curva de infecciones. España ha registrado más fallecidos por millón de habitantes que cualquier otro país, con una cifra de más de 19.000 el jueves.

Pese a este aumento, las cifras más recientes siguen siendo aproximadamente la mitad de los números a principios de mes, lo que sugiere que la epidemia está perdiendo intensidad. Hubo más de 9.000 nuevos casos el 31 de marzo y 950 muertes nuevas el 2 de abril, los mayores incrementos diarios hasta la fecha.

El Gobierno está bajo una presión creciente para aliviar las restricciones a la vida pública que han sumido a la economía en una profunda recesión.

Por el momento, el presidente Pedro Sánchez y sus ministros han dicho que las medidas actuales se ampliarán más allá de la fecha actual del 25 de abril, que es probable que las reglas se flexibilicen sector por sector y que las escuelas posiblemente permanezcan cerradas hasta septiembre.

En los últimos días, España ha estado aumentando las pruebas. El principal asesor científico de la Administración sobre la pandemia, Fernando Simón, dijo el jueves que las pruebas diarias se han duplicado a alrededor de 40.000. Reconoció que medir el número real de muertes es difícil.

Hay un creciente escrutinio a las estadísticas sobre el virus del ministerio de Sanidad. Un punto conflictivo es el drástico aumento de las muertes en hogares de ancianos en Madrid y otras regiones. La normativa española no requiere que se realice una prueba de coronavirus post mortem incluso cuando el paciente mostraba síntomas de Covid-19.

El número real de muertes en Madrid es un 71% más alto, o 4.801, que las estadísticas oficiales, según estimaciones del sitio web de noticias El Confidencial el jueves, basadas en datos del Consejo de Asuntos Sociales de Madrid.

La portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, ha defendido los criterios utilizados, diciendo que siguen las pautas de la Organización Mundial de la Salud. En una rueda de prensa el jueves, Montero dijo que cuestionar los datos oficiales podría ser un intento de “confundir al público”.

El Gobierno ordenó el viernes una ampliación de los datos que se informan. Cada región ahora debe revelar qué tipo de prueba se usó para determinar una infección, el número de muertes de pacientes que no fueron hospitalizados y presentar un recuento semanal de suministros de máscaras, gafas y respiradores.

Nota Original:Spain’s New Virus Cases Rise by Most in More Than a Week (1)

For more articles like this, please visit us at bloomberg.com

©2020 Bloomberg L.P.



Fuente: infobae