FOTO DE ARCHIVO. Una señalética muestra a Wall Street, en Nueva York, EEUU. 20 de enero de 2016. REUTERS/Mike Segar.
FOTO DE ARCHIVO. Una señalética muestra a Wall Street, en Nueva York, EEUU. 20 de enero de 2016. REUTERS/Mike Segar. (MIKE SEGAR/)

Los bonos soberanos argentinos muestran subas generalizadas en las primeras operaciones del día, luego de que el ministro de Economía Martín Guzmán, revelara finalmente los lineamientos generales de su propuesta a los acreedores para la reestructuración de la deuda en moneda extranjera. El riesgo país retrocede 61 unidades para llegar a los 3.925 puntos de la mano de las mejoras en los precios de los títulos. Según operadores, se trata de una primera reacción positiva a la espera de más detalles sobre la oferta y sus chances de ser aceptada por la cantidad necesaria de bonistas.

Los títulos globales de deuda argentina mostraban subas de hasta el 3% al inicio de las operaciones. Las subas alcanzaban a todos los papeles, en todos los plazos. Se trata de avances tenues, sobre todo comparados con los derrumbes que sufrieron las cotizaciones en los últimos meses y que llevaron a la prima de riesgo argentina a valores récord desde 2005.

“Se pueden observar subas de hasta 3% en las primeras operaciones en Nueva York, aunque todavía faltan muchos detalles de la oferta como si capitalizaran o no cupones y bonos a emitir. La propuesta en si no es buena pero es mejor de lo que el mercado priceaba, igualmente todavía faltan muchos detalles y la negociación será dura”, dijo Mariano Marcó del Pont de Silvercloud Advisors.

La reacción inicial está lejos de ser un festejo o una apuesta por un acuerdo, pero al menos supone una lectura positiva de la disponibilidad de mayor información. Hasta ahora, los inversores se manejaban con trascendidos ya que Guzmán no había dado lineamiento alguno de cuáles serían los recortes que buscaría para el valor presente de la deuda, y aunque falte mucho por procesar una vez que el Gobierno presente la estructura de los títulos que prepara para reemplazar a los vigentes, algo de esa incertidumbre se redujo luego de la presentación de ayer.

“Es el fin de la incertidumbre. Para bien o para mal, tenemos un dato ahora. La reacción del mercado creo que es levemente positiva, creo que es efecto de que decimos ‘bueno, ya está’, más que una evaluación respecto a si la propuesta es buena o es mala”, dijo Diego Falcone de Cohen.

Noticia en desarrollo



Fuente: infobae