Por Jeff Mason

WASHINGTON, 3 jul (Reuters) – El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, comenzará el viernes su celebración del 4 de Julio con una visita al Monte Rushmore, pese a la preocupación por una concentración de mucha gente en medio de la pandemia de coronavirus y las críticas de pueblos originarios por el viaje.

Trump presenciará un espectáculo de fuegos artificiales junto a miles de personas en el carasterístico lugar de Dakota del Sur, que representa las imágenes de los expresidentes George Washington, Thomas Jefferson, Theodore Roosevelt y Abraham Lincoln.

No se lanzan fuegos artificiales en el lugar desde 2009 por preocupaciones medioambientales. Trump abogó por la recuperación del espectáculo y el estado indicó que el circundante Bosque Nacional de las Colinas Negras había “ganado fortaleza” desde entonces y que la tecnología de los fuegos artificiales mejoró.

El acto será uno más de los protagonizados por el mandatario con grandes masas, desafiando las recomendaciones de los expertos médicos de evitar aglomeraciones en medio del reciente aumento de casos del COVID-19 en todo el país.

Se espera que unas 7.500 personas asistan al evento al aire libre, en el que habrá mascarillas disponibles, pero no serán obligatorias. La gobernadora republicana de Dakota del Sur, Kristi Noem, pidió esta semana en Fox News que los que tengan dudas se queden en casa, ya que “no habrá distancia social”.

Los nativos americanos, que planean protestar, criticaron la visita de Trump por aumentar el riesgo de propagar el virus y celebrar la independencia de Estados Unidos en un lugar que es sagrado para ellos.

“Es como si intentara ir y hacer un espectáculo de fuegos artificiales celebrando la independencia en el Vaticano”, dijo Julian Oso Corredor, presidente de la tribu Oglala Siux, en el diario The Washington Post.

El Comité Nacional Demócrata tuiteó que Trump faltaba el respeto a los americanos nativos y que el acto “glorifica la supremacía blanca”, aunque borró más tarde el mensaje. Tanto Washington como Jefferson, respetados por su papel en la fundación de la nación, fueron propietarios de esclavos.

(Editado en español por Carlos Serrano)



Fuente: infobae