Por Mike Stone

WASHINGTON, 22 sep (Reuters) – Estados Unidos y Emiratos Árabes Unidos esperan conseguir un acuerdo inicial sobre la venta de aviones de combate furtivos F-35 al país del Golfo en diciembre, mientras la administración Trump estudia cómo estructurar un acuerdo sin entrar en conflicto con Israel.

Fuentes cercanas a las negociaciones dijeron que el objetivo es tener una carta de acuerdo a tiempo para el Día Nacional de EAU del 2 de diciembre.

Cualquier trato debe satisfacer décadas de acuerdo con Israel, que establece que cualquier arma estadounidense vendida a la región no debe afectar la “ventaja militar cualitativa” del país, garantizando que las armas estadounidenses proporcionadas a Israel sean “superiores en capacidad” a las ofrecidas a sus vecinos.

Con eso en mente, Washington está estudiando formas de hacer que el F-35 de Lockheed Martin Corp sea más visible para los sistemas de radar israelíes, dijeron dos fuentes. Reuters no pudo determinar si esto se haría cambiando el avión o proporcionando a Israel un mejor radar, entre otras posibilidades.

El ministro de Defensa israelí, Benny Gantz, tenía previsto reunirse con su homólogo estadounidense, Mark Esper, en Washington el martes.

La embajada de Emiratos Árabes Unidos en Washington no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios. La Casa Blanca se negó a comentar.

Una portavoz del Pentágono dijo a Reuters que “como una cuestión de política, Estados Unidos no confirma ni comenta las ventas o transferencias de defensa propuestas hasta que se notifiquen formalmente al Congreso”. (Reporte de Mike Stone en Washington, con reporte adicional de Patricia Zengerle; editado en español por Benjamín Mejías Valencia/Gabriela Donoso)



Fuente: infobae