El Knesset reunido (AFP)
El Knesset reunido (AFP)

El Parlamento de Israel (Knesset) fue disuelto este martes por la noche luego de que venciera el plazo para la aprobación del nuevo presupuesto, en el medio de una crisis política y una frágil coalición de gobierno, por lo cual los israelíes deberán volver a las urnas el 23 de marzo, en las que serán las cuartas elecciones generales en menos de dos años.

La frágil coalición gobernante, dirigida por el primer ministro Benjamin Netanyahu y su rival político Benny Gantz, había intentado obtener una prórroga al plazo para la aprobación del presupuesto para el año 2020.

El proyecto de ley admitido a trámite el lunes contemplaba aplazar del 23 al 31 de diciembre la fecha límite para la aprobación del presupuesto de 2020, pero fue rechazado por un estrecho margen –49 en contra frente a 47 a favor.

De esta forma, el parlamento fue automáticamente disuelto este martes de acuerdo a la legislación vigente en el país, y habrá nuevas elecciones el 23 de marzo, de acuerdo al periódico israelí Haaretz.

El primer ministro israelí Benjamin Netanyahu y el líder del partido Azul y Blanco Benny Gantz. La coalición de gobierno formada entre estos duros rivales políticos no prosperó (REUTERS/Nir Elias, Amir Cohen)
El primer ministro israelí Benjamin Netanyahu y el líder del partido Azul y Blanco Benny Gantz. La coalición de gobierno formada entre estos duros rivales políticos no prosperó (REUTERS/Nir Elias, Amir Cohen) (AMIR COHEN/)

La coalición entre rivales del partido Likud y el Azul y Blanco, que fue formada extraordinariamente con la intención de superar la crisis política y posibilitar la formación de un gobierno en medio de negociaciones truncadas, finalmente no tuvo éxito en sortear la situación, en medio de diferencias claras entre ambas fuerzas, y el 2 de diciembre los mismos miembros del Knesset habían votado para iniciar el trámite de disolución, concluida este martes.

“El pueblo de Israel quiere vacunas y no elecciones. Necesitamos dejar la política de lado, ya habrá tiempo suficiente para eso, pero debemos trabajar juntos por nuestros ciudadanos”, había dicho en ese momento Netanyahu durante una conferencia de prensa.

Además, se refirió al apoyo de Gantrz, su socio de coalición, a la moción votada en el Parlamento: “Debe detenerse y no llevar al país a elecciones. Aún no es demasiado tarde”.

Tras las declaraciones de aquel momento del primer ministro, Gantz, actual titular de Defensa, lo acusó de ser un manipulador y de “mentir y engañar” al electorado, añ que dijo le está causando un daño “económico, médico y social”.

Seguir leyendo:

El Parlamento de Israel rechazó una prórroga para aprobar los presupuestos y se encamina hacia nuevas elecciones

Los legisladores israelíes votaron a favor de disolver el parlamento y podría haber nuevamente elecciones en el país

Benjamin Netanyahu fue el primero en aplicarse la vacuna de Pfizer contra el coronavirus en Israel



Fuente: infobae