Kazajistán celebraba este domingo elecciones legislativas donde el partido en el poder es el gran favorito, en ausencia de la única formación de la oposición autorizada en este país autoritario de Asia central y rico en petróleo.

Los colegios electorales abrieron a las 7H00 (01H00 GMT) y cerrarán a las 20H00. Los primeros sondeos oficiales se divulgarán por la noche.

El presidente Kasim-Jomart Tokayev, de 67 años, ha prometido reformas políticas desde su elección hace dos años con el apoyo de su predecesor, Nursultán Nazarbayev, quien dimitió por sorpresa en 2019 después de casi tres décadas en el poder.

En la sombra, Nazarbayev, de 80 años, conserva una influencia considerable y funciones clave, como la presidencia del poderoso partido mayoritario, Nur Otan.

Este último cuenta con 800.000 afiliados en Kazajistán, una exrepública soviética cuyo tamaño cuadruplica el de Francia pero con solo 19 millones de habitantes.

Además de Nur Otan, otros cuatro partidos participan en los comicios del domingo que renovarán la cámara baja del Parlamento. Ninguno de ellos es hostil al poder.

– Boicot –

El Partido Nacional Socialdemócrata (NSDP), que se declara de la oposición a pesar de que las voces críticas lo ponen en duda, anunció en noviembre que no se presentaría a las elecciones en señal de “protesta”.

La hija de Nursultan Nazarbayev, Dariga Nazarbayeva, de 57 años, es candidata del partido Nur Otan. El año pasado fue destituida como presidenta del Senado, un cargo por el que sería la reemplazante del jefe de Estado en caso de una vacante en el poder.

Su destitución, sin explicación oficial, se atribuyó a una decisión del presidente Tokayev y se interpretó como una señal de una posible lucha política entre este último y el clan Nazarbayev.

Pero Kasim-Jomart Tokayev suele cubrir de elogios a su mentor y predecesor, además de defender sus decisiones estratégicas. Y los dos hombres aparecieron juntos, en noviembre, en un congreso de Nur Otan.

Gracias a su riqueza en minerales e hidrocarburos, Kazajistán es un país próspero y mantiene buenas relaciones con Occidente y sus vecinos: China y Rusia.

Según el Banco Mundial, se prevé que el PIB de Kazajistán caiga un 2,5% en 2020, la primera recesión del país en dos décadas, debido a la crisis del coronavirus.

– “Espectáculo estéril” –

En un Estado regido por el autoritarismo desde su independencia en 1991 hay pocas voces críticas que expresen descontento.

En las últimas tres elecciones, el partido NSDP no ha logrado entrar en el Parlamento. Este año decidió boicotear los comicios.

El antiguo oligarca y opositor en el exilio Mukhtar Abliazov llamó a votar por el NSDP y después de que esa formación se retirara de la carrera electoral pidió el voto para el partido progubernamental Ak Jol, con el objetivo de debilitar como sea a la mayoría en el poder.

Según la oposición, las autoridades presionaron a los activistas opositores que hacían campaña a favor de Ak Jol, sobre todo imponiéndoles multas por distribuir octavillas.

Según el politólogo kazajo Talgat Mamiraimov, las elecciones del domingo son “un espectáculo estéril”.

El dirigente histórico Nazarbayev solo quiere “asegurar sus intereses políticos y económicos” a través del partido Nur Otan, afirma el experto.

En la capital Nur-sultán, la antigua Astaná rebautizada en honor del expresidente kazajo, Madiyar asegura que no votará.

“No creo que la votación vaya a cambiar muchas cosas”, dijo a la AFP esta estudiante de 18 años que no quiso dar su apellido.

Sonia Sartayeva, jubilada, no sabe si sufragará debido a la temperatura glacial (-30 grados) que golpea la capital esta semana y a los riesgos por el nuevo coronavirus.

dr-cr/rco/apo/am/erl/mr/zm



Fuente: infobae